CAMARAS DE ENSAYOS - CCI CONTROL DE CALIDAD

ARTICULOS

InicioEmpresaProductosNovedadesServiciosCalidadReferenciasNoticiasArtículosContactar

 

Cámara de ensayos térmicos simuladora del clima extremo de Júpiter

 

Imagen: Horno de ensayos de laboratorio capaz de alcanzar 1100ºC en atmósfera de hidrógeno y monóxido de carbono, combinado con radiación UV emitida por lámpara de descarga de hidrógeno, dotado de ventana de observación en el lado derecho. NASA/JPL-Caltech

NASA simula en laboratorio la atmósfera extrema de Júpiter en un horno de radiación UV y gases controlados a 1100ºC.

 

El laboratorio de propulsión a chorro (JPL) de la Nasa, ha desarrollado un horno de ensayos; más exactamente, una cámara de ensayos térmicos de alta temperatura, hasta 1100ºC, combinada con atmósfera gaseosa controlada y radiación ultravioleta, destinado a simular la atmósfera de Júpiter.

 

Júpiter es un cuerpo masivo gaseoso, formado principalmente por hidrógeno y helio, carente de una superficie interior definida. Entre los detalles atmosféricos destacan la Gran Mancha Roja (un enorme anticiclón situado en las latitudes tropicales del hemisferio sur), la estructura de nubes en bandas oscuras y zonas brillantes, y la dinámica atmosférica global determinada por intensos vientos zonales alternantes en latitud y con velocidades de hasta 140 m/s (504 km/h).

 

La atmósfera de Júpiter no presenta una frontera clara con el interior líquido del planeta; la transición se va produciendo de una manera gradual. Se compone en su mayoría de hidrógeno (87%) y helio (13%), además de contener metano, vapor de agua, amoníaco y sulfuro de hidrógeno, todas estas con < 0,1% de la composición de la atmósfera total.

 

Si bien Júpiter necesitaría tener 80 veces su masa para provocar las reacciones de fusión de hidrógeno necesarias y convertirse en una estrella, la enana roja más pequeña que se conoce tiene solo un 30% más de radio que Júpiter (aunque tiene mucha más masa). Júpiter irradia más calor del que recibe de la escasa luz solar que le llega hasta esa distancia. La diferencia de calor desencadenada es generada por la inestabilidad Kelvin-Helmholtz mediante contracción adiabática (encogimiento). La consecuencia de este proceso es la contracción del planeta unos dos centímetros al año. Después de su formación, Júpiter era mucho más caliente y tenía un diámetro casi el doble del actual.

 

Todos los detalles del ensayo están descritos en:

https://www.nasa.gov/feature/jpl/cooking-up-alien-atmospheres-on-earth

   

www.cci-calidad.com

Inicio  Volver

 Petición oferta          Petición información          Consulta